Recetas por palabras clave: pasas

Cinnamon rolls

27 Ene

Esta es otra de esas recetas típicas americanas. Junto con los muffins y los donuts, de los dulces que más me gustan de aquellas tierras. Los cinnamon rolls vienen a ser unas caracolas con canela y pasas, y por eso me gustan tanto, porque la canela me encanta!

Ingredientes:

25g mantequilla
225g harina de fuerza
1/2 cucharadita de sal
7g de levadura de panadero
1 huevo ligeramente batido
125ml leche templada

Para el relleno:

50g mantequilla
2 cucharaditas de canela
50g azúcar moreno
50g pasas de Corinto

Para el glaseado:

4 cucharadas azúcar glas
unas gotas de zumo de limón
miel de caña

Engrasamos con un poco de mantequilla el bol donde mezclaremos los ingredientes. Incorporamos la harina y la sal tamizadas y agregamos la levadura sin dejar de remover. Con los dedos, vamos incorporando la mantequilla a la mezcla de harina y amasamos hasta conseguir una textura de migas de pan.

Añadimos la leche templada y el huevo ligeramente batido y mezclamos con la mano hasta conseguir una masa. Con ella formamos una bola y la dejamos en el bol, tapada y en un lugar templado. Después de aproximadamente 45 minutos, la masa habrá doblado su volumen por efecto de la levadura.

Golpeamos suavemente la masa durante 1 minuto. A continuación, extendemos con un rodillo hasta formar un rectángulo de unos 30 x 23 cm. Para elaborar el relleno mezclamos la mantequilla con el azúcar moreno y la canela hasta formar una pasta. Extendemos esta pasta sobre el rectángulo de masa, dejando unos 3 cm desde los bordes. Después, añadimos las pasas de manera uniforme por todo el rectángulo.

Enrollamos el rectángulo desde el extremo más largo hasta formar una especie de churro. Con un cuchillo cortamos el rollo de masa en porciones de unos 3 cms de ancho y las colocamos en un bandeja con papel para hornear. Al ponerlas sobre la bandeja, aplastamos un poco cada porción. Precalentamos el horno a 190º y horneamos unos 20 minutos.

Cuando las caracolas estén frías esparcimos sobre ellas el glaseado, que puede ser, simplemente, miel de caña (en lugar de sirope de arce que es la receta original), o el típico glaseado blanco que se hace disolviendo azúcar glas con unas gotas de zumo de limón. Dejamos que el glaseado endurezca y…ya están listas!

Bizcocho de leche con pasas y nueces

28 Dic

Este es un bizcocho ideal para tomar a media tarde con un café o incluso para el desayuno. Es una auténtica delicia! Esponjoso y con un sabor muy suave, os encantará! La particularidad de este bizcocho es que no lleva huevos, así que es una buena idea para las personas que son alérgicas o, simplemente, si te apetece un postre rico y no te quedan en casa.

Yo le he añadido nueces y pasas, porque me encantan, pero sin nada, el bizcocho es suficientemente sabroso ya que, como veréis, vamos a aromatizar la masa con limón y canela.

Ingredientes

7  tacitas de leche
5 tacitas de azúcar
4 tacitas de aceite de girasol
2 sobres de levadura
la ralladura de 1 limón
2 cucharada de canela
500g de harina
150g de nueces
50 g de pasas

“tacita” me refiero a una taza de café

Precalentamos el horno a 200º. En un bol añadimos las tacitas de leche, las de aceite y mezclamos. A continuación, añadimos el azúcar y seguimos mezclando bien. En un bol distinto mezclamos la harina tamizada (se hace pasando la harina por un colador, hace que el bizcocho quede más espumoso porque metemos más aire), la levadura, la ralladura del limón y la canela. Cuando tenemos todos estos ingredientes mezclados, los añadimos al bol donde tenemos la leche con el aceite y el azúcar. Incorporamos poco a poco con movimientos envolventes. Cuando tenemos una masa homogénea y sin grumos, añadimos las nueces y las pasas.

Engrasamos un molde desmondable y añadimos la masa. Llevamos al horno durante 30 minutos a 200º y transcurrido este tiempo bajamos la temperatura a 175º durante 15 minutos más. Para saber si el bizcocho está hecho, clavamos un palillo o un cuchillo y si éste sale limpio podemos sacar el pastel. Es conveniente hacer este gesto antes de sacar el bizcocho porque los tiempos de cocción varían en función del horno.

Dejamos enfriar y desmoldamos. Para decorar espolvoreamos azúcar glass por encima. Como estamos en fechas navideñas, he puesto una figurita en forma de estrella para decorar con el azúcar. Así en una de estas tardes de sobremesa con la familia, lo servís con un café o un chocolate y ya veréis como a todo el mundo le encanta!